El programa Rojo de TVN marcó una época en la televisión chilena  y descubrió talentos que con el tiempo se transformaron en artistas consagrados. En 2018 el espacio apostó por volver a la pantalla y no se equivocó: las nuevas figuras emergentes del canto y la danza volvieron a ganar el corazón de los chilenos. Álvaro Escobar, su “tío” conductor, conversó con Journey para contar las claves del éxito de la nueva temporada del estelar de la tarde, que cuenta con el auspicio de Coca-Cola.