Monitores de TriCiclos fueron parte del lanzamiento oficial de la campaña Actitud-RE en la Plaza de Armas, ocasión en la que enseñaron a los transeúntes a reconocer y separar los desechos, para disponerlos en los puntos limpios: todo un cambio cultural que comienza a contagiar a Chile entero.