En el marco del lanzamiento de la iniciativa global de Coca-Cola Un Mundo sin Residuos en la plaza de Renca, el alcalde Claudio Castro anunció la ampliación de la Ruta del Reciclaje en la comuna a través de nuevos contenedores para recolectar plástico PET. 

Journey Chile -

La Ruta del Reciclaje en Renca sigue creciendo y consolidándose, ahora con énfasis en la recolección de botellas plásticas. Con el apoyo de Coca-Cola Andina, cuya planta es vecina de la comuna, se instalaron 17 contenedores de envases PET que aumentaron la capacidad de la red de recolección de materiales.

De las 56 mil toneladas de basura que los camiones municipales retiran al año, se calcula que 3 mil toneladas corresponden a botellas de plástico. “Nuestro desafío entonces es recolectar ese PET y la idea es trabajar junto a los recicladores de base y la red que estamos armando, que incluye un nuevo Punto Limpio en el Parque Las Palmeras. Lo importante ahora será gestionar estos residuos que recolectamos de manera mucho más ordenada”, explica el Alcalde Claudio Castro.

La ruta incluye 14 establecimientos municipales que cuentan con puntos verdes para el acopio de materiales como cartones, papeles y plásticos. Estas comunidades comenzaron con la gestión de residuos hace dos años gracias al programa de educación medioambiental que implementó la empresa B Kyklos en alianza con Andina. “Pasamos prácticamente de cero residuos reciclados a fines de 2016 a recolectar 37 toneladas en 2018 a través de estos puntos verdes en escuelas”, precisa el edil.

A los puntos verdes en colegios se suma el sistema de 13 campanas de recolección de vidrio que gestiona Coaniquem, y las nuevas jaulas para acopiar envases plásticos que fueron presentadas en el marco del lanzamiento en Chile del programa global de Coca-Cola Un Mundo sin Residuos.

El componente participativo y comunitario de esta Ruta del Reciclaje es muy relevante, explica la Directora de Medio Ambiente, Aseo y Ornato de la Municipalidad, Macarena Olivares, porque se inició una alianza con las juntas de vecinos de Renca para que vayan informando al municipio cómo se gestiona la recolección de botellas en cada sector. “Todo ese PET que se produce, se consume o se utiliza en Renca debiera volver a ser reutilizado a través de las jaulas que lo acopian y la red comunal de reciclaje que nosotros tenemos”, recalca Claudio Castro.

El primer Punto Limpio 

La buena noticia para los vecinos de Renca es que la Ruta del Reciclaje tendrá un broche de oro, con un espacio que se convertirá en el centro neurálgico del reciclaje. “Estamos ad portasde inaugurar nuestro primer Punto Limpio comunal en el Parque Las Palmeras, que tendrá mil metros cuadrados y debiera estar listo para el segundo semestre”, detalla Macarena Olivares.

La idea es que todo el sistema de reciclaje comunal -que incluye los puntos verdes de colegios y las jaulas de PET- confluya en este nuevo Punto Limpio donde se hará la separación de residuos y posterior valorización de materiales. Macarena explica que será un lugar “abierto a la comunidad, donde también la gente podrá ir a dejar los residuos por su cuenta. Tendrá 12 bocas, un área verde y un centro de educación ambiental”.

“En Renca tenemos la fuente contaminante más grande de toda la Región Metropolitana, una termoeléctrica, por eso nuestro desafío es transformar esta comuna que es símbolo de desigualdad ambiental. Si contamos con vecinos comprometidos y la colaboración público privada se traduce en elementos concretos, podemos combatir la emergencia climática que tenemos, donde lo local, los barrios y las juntas de vecinos tienen mucho que decir”, finalizó el Alcalde.