Entregar una rica y refrescante bebida, innovar en el portfolio de productos y adecuarse a las tendencias del mercado son algunas de las acciones que Coca-Cola realiza permanentemente para posicionarse. Pero detrás de cada una de estas tareas hay personas que, gracias a su profesionalismo, logran con éxito cada meta que la Compañía se propone. Esa dedicación es fomentada con iniciativas tan innovadores como la Universidad Andina.

Este proyecto de capacitación se creó en Coca-Cola Andina Argentina en 2011. En sus inicios, Universidad Andina contaba con solo dos programas, que perduran hasta hoy: Herramientas de Gestión y Management Estratégico.

El primer programa está dirigido a analistas seniors, jefes, supervisores y todos quienes tienen la oportunidad de crecer y desarrollarse en la empresa. Incluye módulos que abordan desde entendimiento del negocio, análisis del entorno y liderazgo, hasta gestión de proyectos, creatividad e inteligencia emocional. “Estos bloques se dan en cuatro semanas durante horario laboral en la Escuela de Negocios de la Universidad Católica de Córdoba”, dice Ángeles Ejarque, Gerente de Selección, Capacitación y Desarrollo en Coca-Cola Andina Argentina.  

Por otro lado, Management Estratégico va adaptando sus temáticas dependiendo del foco estratégico que se tenga para el año. Sus clases se imparten fuera de la empresa, durante cuatro o cinco días completos.

Desde el año pasado, Universidad Andina en Argentina quiso también abarcar programas de formación en la Compañía. Así nació la escuela de Logística, de Manufactura y la Comercial. Próximamente se sumará un programa de formación en el área de Cadena de Suministros.

El proyecto se presentó en Chile en 2014, con la llegada a Chile del nuevo Gerente General, José Luis Solorzano, y se implementó a partir de 2015. Universidad Andina Chile comienza con el curso de Management Estratégico, que se divide en siete módulos que duran entre dos y tres días cada uno: Estrategia, Gestión del Cambio, Análisis del Entorno, Cadena de Valor, Negociación, Finanzas y Habilidades Directivas, además de una presentación final. “Son 144 horas que deben ser completadas durante un año, en jornadas que van desde las nueve de la mañana a las seis de la tarde. Necesariamente hay que cumplir con este curso el primer año para pasar al siguiente: Liderazgo Estratégico”, explica Francisca Puentes, Jefe de Desarrollo Organizacional en Coca-Cola Andina de Chile.

Sobre este segundo curso, explica que está enfocado en aumentar el autoconocimiento y el autodesarrollo. La realización de un feedback sobre el asociado en 360 grados, es decir, en ámbitos laborales y personales, ayuda también a que se cumpla el objetivo. “Liderazgo estratégico tiene cuatro módulos: Gestión del Compromiso, Gestión del Desempeño, Gestión del Desarrollo y Gestión del Cambio. Es un curso de cuatro días y sus clases las realizan expertos de la Consultora Target DDI”, explica Francisca.

Pasar por esta universidad trae resultados muy positivos. “Entrega una información muy amplia, porque comienzas desde el entendimiento del negocio y análisis del entorno para luego conocer las políticas de economía de tu país y de tu región”, cuenta María Belén Menoyo, Analista de Desarrollo en Coca-Cola Andina Argentina. Francisca Puentes, por su parte, añade que el gran objetivo es “desarrollar líderes y generar redes que ayuden a concientizar la cadena de valor y a potenciar el trabajo en equipo”.