Reutilización, reciclaje, tipos de plástico. Estos conceptos y muchos más están presentes en una guía que busca instalar una nueva cultura de relación con este material.

El Pacto Chileno de los Plásticos ya lanzó su Hoja de Ruta y hoy está trabajando a toda máquina para instalar en las distintas comunidades del país una nueva cultura de relación con los plásticos. Precisamente para que la información sobre el manejo de ese tipo de material sea más clara y eficiente, es que la iniciativa “Circula el Plástico” lanzó la “Guía de Comunicaciones: Manual de Conceptos y Buenas Prácticas Asociadas a la Economía Circular de los Plásticos”, que derivó del trabajo de 17 organizaciones, dentro de las que participa Coca-cola Chile que conforman la Mesa de Cultura del pacto.

Se trata de un documento técnico que busca ser una herramienta para alinear y consensuar las principales definiciones y conceptos asociados a la Economía Circular de los Plásticos, para que así se adopten después buenas prácticas en el manejo del material. Si bien es un texto dirigido primordialmente a empresas y agencias, también es accesible para los ciudadanos que quieran estar informados.

Por ejemplo, la guía despliega un glosario con términos como “reutilización”, definido como la “acción mediante la cual productos o componentes de productos desechados se utilizan de nuevo, sin transformación previa, con la misma finalidad para la que fueron producidos”, o el plástico PET -el de las botellas de agua, jugos y bebidas- que se menciona como un material “liviano, resistente a roturas y reciclable”. Así, el manual informa sobre muchos otros conceptos asociados al tratamiento de los plásticos.

Paola Calorio de Coca-Cola Chile fue parte del panel “Integrando la Economía Circular en una Comunicación de Impacto”

Coca-Cola Chile asume el desafío

Para Coca-Cola Chile, una de las empresas fundadoras del Pacto Chileno de los Plásticos, es fundamental el trabajo colaborativo de los actores en el cuidado del medio ambiente y, en específico, en la nueva forma de relacionarse con los plásticos. “Nosotros estamos encarando el tema con una mirada que tiene tres bajadas: a través de una economía circular, colaborativa y de impacto”, comentó Paola Calorio, Directora de Asuntos Públicos, Comunicaciones y Sustentabilidad de Coca-Cola, durante el evento online en que se presentó esta guía.

Durante el panel de conversación en la Fundación Chile y que pudo seguirse de forma virtual, Paola mencionó los dos grandes pilares con los que Coca-Cola decidió abordar el desafío de los plásticos. Una de las líneas de acción consiste en educar a la ciudadanía en la reciclabilidad de las botellas plásticas, empaques que hoy incluso llevan un recordatorio en la tapa. “Son envases 100% reciclables y puedan convertirse en nuevos productos”, señaló.

La otra línea de acción está en promover los empaques retornables, con  la idea de que la ciudadanía los prefiera porque son completamente circulares y los preferidos en los almacenes de barrio, aunque ese entusiasmo se está trasladando a otros puntos de venta. “Tenemos que llegar también a nuevos mercados con las retornables, por eso estamos entrando a nuevos canales, lanzando la venta de ese tipo de empaques en tiendas de conveniencias como Oxxo y estaciones de servicio como Petrobras. Es un tremendo orgullo que nuevos canales se estén abriendo y tenemos también un trabajo que hacer en los supermercados”, agregó Paola.

Mark Mineboo, Director Regional de Plastic Oceans para Latinoamérica, también planteó que la reutilización es la solución más circular para el manejo de los plásticos y lo que a nivel internacional se está promoviendo. “Porque al final el material mantiene su valor por el mayor tiempo posible y no se tiene que convertir en otro producto, solo hay que asegurar que la botella vuelva, se lave y se ponga de nuevo en el mercado”, dijo en el foro organizado por Circula el Plástico, Fundación Chile y la Asociación Nacional de Avisadores de Chile.