Estudiantes de la Universidad de Los Andes decidieron adoptar una actitud responsable con el entorno y rebautizaron sus dependencias como un “Ecocampus”. Se pusieron las pilas y organizaron una patrulla que diariamente sale a recoger residuos para reciclar. En pocos meses, los jóvenes de polera verde se hicieron conocidos entre sus compañeros y hoy difunden sus actividades sustentables a través de su cuenta de Instagram @ecocampusuandes. Estuvimos con ellos.