Óleo, grafiti, acrílico, carboncillo, tinta, madera, lienzo, metal. Estos son sólo algunos de los materiales y técnicas que diferentes artistas de todo el mundo han utilizado para ofrecer su interpretación de lo que significa Coca-Cola.

Y es que, dado el impacto de la marca en la cultura popular de los últimos 130 años, no es de extrañar que haya sido fuente de inspiración para muchos artistas. 

Y aunque el nombre de Andy Warhol es el primero que a muchos se les viene a la mente, existen muchos artistas trabajando alrededor de la marca. Este es el trabajo de cinco de ellos, quienes han utilizado su estilo personal para deleitar con su visión de Coca-Cola.

Kate Brinkworth

Kate Brinkworth es una artista londinense que trabaja con un proceso artístico muy peculiar: de la fotografía al boceto y, de ahí, al lienzo. Sus cuadros sobrepasan la barrera del fotorrealismo y entregan la sensación de que es posible estirar la mano y agarrar una de sus botellas.

Howard Finster

Nacido en 1916 en Alabama, Howard Finster fue un conocido artista popular que, inspirado por una visión de hacer “arte sagrado", creó más de 50 mil obras, muchas de las cuales retrataron la bebida que él mismo disfrutaba mientras pintaba.

Burton Morris

El artista americano Burton Morris reinterpreta los iconos de la cultura pop a través de su mensaje positivista y, como no podía ser de otra manera, la botella de Coca-Cola juega un papel fundamental en su obra. 

Steve Penley

Steve Penley creció arriba de un camión de reparto de Coca-Cola acompañando a su abuelo. Hoy, este artista de Georgia, Estados Unidos, utiliza colores vibrantes para retratar iconos americanos como la botella de Coca-Cola. Siempre con el objetivo de capturar "una sensación de confort, optimismo y esperanza".

Pakpoom Silaphan

Creció coleccionando carteles y anuncios de Coca-Cola en su Tailandia rural, pero Pakpoom Silaphan nunca creyó que sus collages y composiciones llegarían a la Colección de Arte de la Compañía. Hoy, su arte no solo está colgado en las oficinas centrales en Atlanta, sino en galerías de todo el mundo.